Saltar al contenido

Síntomas de fiebre tifoidea

fiebre tifoidea

La fiebre tifoidea es una enfermedad considerada grave y que debe atenderse de inmediato, esto debido a sus síntomas que provocan fiebre alta y fuertes dolores abdominales.

Esta fiebre consiste en una infección sistémica y que en la actualidad es más frecuente en países en vías de desarrollo, esto se debe a que normalmente las personas ya deben contar con anticuerpos que con una vacuna puede desarrollar.

Pero esto no siempre ocurre en países donde las campañas de salud no están bien implementadas, por tanto parte de la población está expuesta a sufrir de fiebre tifoidea.

Por las razones anteriores es que usualmente turistas y viajeros que visitan zonas de países donde hay riesgo de padecer esta enfermedad, necesitan vacunarse.

La fiebre tifoidea tiene síntomas que como dijimos son muy agresivos, es importante reconocerlos y atenderlos pues es una infección grave.

fiebre tifoidea

Síntomas principales de la fiebre tifoidea

Hay que tener en cuenta que los síntomas de la fiebre tifoidea si bien lo normal es que se manifiesten de forma progresiva, en algunos casos pueden aparecer de forma abrupta.

Luego que la bacteria “Salmonella typhi” ingrese al organismo, los síntomas aparecen en promedio entre 1 semana y máximo en 2 semanas.

  • Fiebre alta, puede empezar como moderada, pero la temperatura se eleva con el pasar de los días.
  • El dolor de cabeza es intenso y se acompaña de falta de apetito.
  • A su vez se puede notar agotamiento y sensación de debilidad.
  • Dolor en el abdomen y en muchos casos también diarrea o por el contrario, puede haber estreñimiento.
  • Inflamación del abdomen.
  • En un caso grave, la persona puede empezar a delirar e incluso entrar en coma.
  • También pueden aparecer manchas de color rosa en la piel, sobre todo en la zona abdominal.
  • Sudor frío.

Existe lo que se llama “estado tifoideo“, ocurre en casos graves, cuando el paciente no recibe tratamiento a tiempo, empieza con delirios y puede llegar al punto de quedarse paralizado, no se mueve y parece tener la mirada perdida.

fiebre tifoidea síntomas

Causas de la fiebre tifoidea

La fiebre tifoidea es provocada por la bacteria Salmonella typhi.

Dicha bacteria se encuentra en alimentos contaminados, también está en el agua, cuando una persona consume un alimento contaminado sufrirá una intoxicación.

Una vez en el organismo, la bacteria comienza a multiplicarse hasta que logra ingresar a la sangre, es en este punto que los síntomas aparecen.

Hay que señalar que la bacteria en cuestión también puede estar en heces y orina, por tanto la exposición a dichos desechos pueden provocar que el organismo contraiga la bacteria.

Existe una variante llamada “fiebre paratifoidea“, en este caso la persona se infecta de la “Salmonella parathypi“, la diferencia está en que no es tan severa.

Básicamente los síntomas son los mismos, pero en menor intensidad y tiene una duración más breve.

Cuál es el tratamiento para la fiebre tifoidea

El tratamiento para combatir la fiebre tifoidea comienza con antibióticos, estos fármacos buscan atacar la bacteria.

El médico también puede aplicar medicamentos para detener la diarrea y al mismo tiempo rehidratar al paciente.

Otros fármacos que se suelen usar para combatir esta infección son la ceftriaxona, dependiendo del cuadro del paciente también se puede usar azitromicina y fluoroquinolona.

En caso de haber delirios, se usa corticosteroides, esto suele ocurrir cuando la infección es grave.

En el tratamiento también se incluye una dieta especial ya que esta infección suele provocar sangrado intestinal, también puede ocurrir que la alimentación sea temporalmente por vía intravenosa.

En algunos casos, cuando el paciente padece de una enfermedad a la vesícula se puede intentar su extirpación, el médico en base a su criterio indicará esto, aunque no hay garantía de que funcione.

Un dato a tener en cuenta es que toda persona que sepa que a contraído la fiebre tifoidea lo debe notificar a las autoridades sanitarias a fin de evitar un rebrote.

El tratamiento explicado al principio suele tener una duración de un mes a 6 meses.

Cómo prevenir esta enfermedad

fiebre tifoidea prevención

Como vimos, ingerir alimentos contaminados es la principal causa de esta enfermedad.

Por tanto la higiene de los alimentos y su proceso de preparación es fundamental para la prevención.

Igualmente, el espacio en el que se exponen los alimentos y en el que se los consume debe estar cuidado en este aspecto.

Dejando de lado el tema del riesgo por países y regiones, siempre hay que cuidar la higiene y limpieza de los alimentos:

  • El agua que se use para preparar la comida o para beberla debe ser hervida siempre.

Incluso en ocasiones es preferible consumir agua embotellada en lugar de agua del grifo ya que puede encontrarse la bacteria Salmonella Thypi.

  • Existen costumbres en algunos países, de comer alimentos crudos, lo recomendable es no hacerlo.

Más aún si las condiciones de higiene no son óptimas, salvo que todas las medidas de salubridad se cumplan, lo mejor es no ingerir alimentos crudos.

  • Antes de preparar los alimentos y comerlos, se debe lavar las manos con agua y jabón.
  • Si una persona en la familia tiene fiebre tifoidea, debe estar fuera del contacto con alimentos de los demás.

Vale decir, debe recibir sus alimentos de forma separada y evitar también estar en contacto con los demás miembros de la familia.

Esto debe ser así hasta que haya recibido el tratamiento y superado la enfermedad, comprobándose que no tiene más la bacteria en su organismo.

  • Evitar derivados de la leche que no hayan pasado por el debido proceso de pasteurización.
  • La vacunación es una de las formas más eficaces de prevenir esta enfermedad.

Sobre todo, si se encuentra en una población, ciudad o comunidad donde hay casos registrados.