Síntomas de bacterias en el estómago

By |

Introducción:

Se tiene la creencia de que en el estómago habitan miles de bacterias que provienen de los alimentos que ingerimos en descomposición, pero esta idea se cayó cuando se descubrió que sólo una bactería es capaz de vivir y/o sobrevivir dentro de la mucosa del estómago.

Los síntomas de bacterias en el estómago se remiten a una única causante: la bacteria Helicobacter Pylori; una bacteria capaz de infectar la mucosa del estómago humano y ocasionar la mayoría de las enfermedades que hoy en día una gran porción de la población en el planeta padece, tales como gastritis, úlceras e incluso cáncer de estómago.

El H.Pylori –o Helicobacter Pylori– fue descubierto durante la época dorada de los 80’s, gracias al escepticismo de un grupo de profesores australianos que no creían que el estrés y un mal estilo de vida fueran las causas de la mayoría de las enfermedades del estómago. Estos héroes se dieron a la tarea de estudiar a un grupo de personas que sufrían de úlcera gástrica, y por veintitres años estuvieron trabajando codo a codo hasta encontrar la verdadera causa: Una bacteria con la capacidad de sobrevivir en la mucosa del estómago, cuyo pH (inferior a 4) hace imposible que cualquier ser vivo sobreviva.

¿Qué es lo que hace Helicobacter Pylori en nuestro estómago?

Esta bacteria estomacal, mejor conocida como Helicobacter Pylori, es una de las pocas bacterias con el poder de destruir cada una de las defensas de nuestro estómago. Desde repeler el ácido estomacal, hasta alojarse en la pared del estomago, la Helicobacter Pylori se encarga de producir enzimas que van directamente hacia la pared del estómago, ocasionando que este esté desprotegida de contenido ácido.

A simple vista se podría decir que la Helicobacter Pylori no hace gran cosa en nuestro estómago, pero la realidad es otra. Esta bactería va desaquilibrando cada uno de los procesos normales del estómago, haciéndolo vulnerable a cualquier otra batería, o incluso llegando al punto de sufrir de llagas que producen en las paredes internas del estómago. Es por esta y más razones que las bacterias estomacales son la principal causa de muchas enfermedades.

¿Cuáles son las enfermedades producidas por una bateria estomacal?

Las enfermedades que serán mencionadas a continuación son padecimientos que se dan en el estómago, ocasionadas por la aparición de la bacteria Helicobacter Pylori. Se ha comprobado que hay personas que están infectadas con la bacteria y nunca llegan a sufrir ninguna de estas enfermedades, pero si llegan a sentir leves síntomas.

  • Úlcera de Duodeno.
  • Úlcera de Estómago.
  • Inflamación del Duodeno.
  • Cáncer.
  • Linfoma MALT.

¿La Helicobacter Pylori es la única bacteria que habita en el estómago?

Habitar en el estómago humano es una tarea difícil para la mayoría de las bacterias que se cuelan entre la comida, porque este pequeño espacio donde se almacena los alimentos está lleno de ácidos que neutralizan cualquier tipo de bacteria que atente contra nuestra salud.

Entonces ¿cómo es posible que la Helicobacter Pylori se la única bacteria capaz de sobrevivir a los ácidos gástricos del estómago y producir cualquier tipo de enfermedad en el proceso? La verdad es que esta bacteria tuvo que pasar por una serie de etapas evolutivas para poder adaptarse a un medio tan ácido como el estómago. Hay que recordar que el estómago contiene un pH inferior de 4, lo que lo convierte en un medio extremadamente ácido para cualquier bacteria que quiera hacer de las suyas.

Luego de varias investigaciones, los ciéntificos comprobaron que la Helicobacter Pylori es capaz de producir un montón de sustancias que son la kryptonita de los ácidos. Y si esto no fuera suficiente: esta bacteria es capaz de atravesar la barrera mucosa del estómago, es decir, aquella zona donde los niveles de ácidez son más bajos, para alojarse ahí.

La evolución de esta bacteria la hecho popular, dado que es la principal causa de muchas enfermedades estomacales, tales como la gastritis, úlceras estomácales e incluso el cáncer estomacal. Si bien la bacteria tiene todo el potencial para vivir en el estómago, existen formas de prevenirla, de saber sus síntomas y las formas para combatirla.

Síntomas de bacterias en el estómago

La mayoría de los síntomas de bacterias en el estómago son causados por la Helicobacter Pylori, una bacteria que tiene la capacidad de sobrevivir en el estómago. Como tal no hay síntomas que indiquen que una persona está infectada, más bien son señales que le indican al médico que algo está pasando.

En pocas palabras: la Helicobacter Pylori no tiene síntomas en sí. Los síntomas aparecen cuando el paciente está padeciendo de alguna enfermedad estomacal, la cual, curiosamente ha sido gestada gracias a la bacteria Helicobacter Pylori. Sí bien los síntomas varían según el tipo de enfermedad estomacal, a continuación se nombrarán los principales cuadros que se padecen cuando una persona está infectada con una bacteria estomacal:

  • Dolor intenso en la parte superior del abdomen.
  • Inflamación del estómago.
  • Saciedad repentina del apetito o hambre.
  • Náuseas y/o vómitos.
  • Anomalía en las heces.
  • Mal aliento.

Cabe destacar que no todos los síntomas aparecen al mismo tiempo. Por lo general, cuando una persona acude a un médico es porque lleva días presentando uno o dos de los síntomas mencionados anteriormente. Alguno de los síntomas, tales como el dolor intenso en la parte superior del abdomen y el mal aliento, duran poco tiempo y el diagnóstico suele ser ambiguo.

Cuando el paciente está presentando un cuadro grave de náuseas, vómito, anemia y anomalía en las heces, el diagnóstico cambiará. El paciente deberá ser sometido a una serie de exámenes para saber la causa de los síntomas y saber con cuál enfermedad están tratanto. No hay que olvidar que  Helicobacter Pylori es la bacteria que da pie a muchas enfermedades estomacales que son difíciles de tratar.

Tipos de complicaciones que se pueden presentar al tener Helicobacter Pylori

Se ha mencionado que la Helicobacter Pylori es la fuente de vitalidad de enfermedades como el cáncer de estómago, gastritis y las famosas úlceras, sin embargo, no se ha mencionado los efectos negativos de padecer una enfermedad grave potenciada con la bacteria estomacal. Si bien los síntomas de Helicobacter Pylori son generales, cuando se trata de otras enfermedades, la situación cambia. Por ejemplo, si una persona sufre de úlceras gracias a una bacteria estomacal, corre el riesgo de perder el tejido protector del estómago y el intestino. En conclusión: esta bacteria podría ocasionar una enorme llaga en las paredes del estómago que se convertiría en una úlcera.

Por desgracia, la Helicobacter Pylori también ataca sin pieda cuando se trata de tumores, y este es el caso del cáncer de estómago.

¿Cómo aliviar los síntomas de bacterias en el estómago?

Si se está infectado con una bacteria estomacal, en especial la Helicobacter Pylori, la única forma de aliviar los síntomas es ayudar al organismo a aumentar los niveles de pH gástrico, y la única forma de hacerlo es por medio de estos tips:

  • Ingerir alimentos que no sean a base de ácidos.
  • No consumir alimentos refinados, tales como el azúcar.
  • No consumir cafeína, bebidas gaseosas (de ningún tipo) y bebidas alcohólicas.
  • Consumir comidas a base de zanahorías, apio, patata (o batata), ajo, cebolla, llantén y jengibre.

¿Cómo se contraen las bacterias que afectan al estómago?

Hasta el día de hoy no se conoce el modus operandi de Helicobacter Pylori. Algunos médicos afirman que la bacteria se contrae por medio del contacto de una persona contagiada, pero también existe la posibilidad de contraer la bacteria al consumir un alimento que esté contageado o beber agua.

Lo curioso de la Helicobacter Pylori es que habita en el ser humano casi por defecto. En algunos países donde no existe un saneamiento hay un mayor porcentaje de personas que están infectadas con la bacteria, llegando a ser casi imposible no descartar que la causa de cualquier enfermedad estomacal esté asociada con la bacteria. Caso contrario con los países desarrollados donde el índice de padecimiento de Helicobacter Pylori es muy bajo.

La higiene juega un papel muy importante en la prevención de la bacteria, pero la probabilidad de que en algún momento una persona se contagie con ella es de casi un 90%. Quizá los síntomas de la Helicobacter Pylori, así como las posibles consecuencias futuras, sean uno de los factores que mantienen en alerta a los especialistas que atiende a diario a una gran cantidad de pacientes con alguna anomalía en su sistema digestivo.

¿Cómo prevenir la aparición de bacterias en el estómago?

Desde que somos niños nos han inculcado técnicas para prevenir la aparición de plagas, dejando de la lado de prevención de bacterias. Sabemos que las bacterias están en todos lados, y que incluso forman parte de nuestro organismo, pero como todo ser vivo, estas buscan evolucionar, y en ocasiones esta evolución va en nuestra contra.

Como el Helicobacter Pylori habita principalmente en el agua, las medidas que podemos tomar se limitan a las siguientes:

  • Hervir el agua potable que consumimos.
  • Lavar las verduras, frutas y hortalizas con agua herbida.
  • Cocinar los alimentos con agua potable.
  • Lavarse las manos antes y después de ir al baño.
  • No consumir agua de grifo o de la ducha.
  • Evitar tomar agua en sitios como centros comerciales, la oficina, la escuela e incluso en la casa de vecinos o familiares.

Diagnóstico de Helicobacter Pylori en el estómago

Si bien una gran parte de la población en el mundo está contaminada por el Helicobacter Pylori, existen casos donde la presencia de la bacteria es eclipsada por los síntomas de una enfermedad estomacal.

En la actualidad el diagnóstico de Helicobacter Pylori es muy fácil de detectar: Primero se estudian los síntomas que está presentando el paciente, para concretar sí realmente existe la posibilidad que esté contaminado con la Helicobacter Pylori, se delimita qué tipo de padecimiento está sufriendo, para luego confirmar la información por medio de un exámen de sangre. Por desgracia, si el paciente presente dolores estomacales muy fuertes, la mejor forma de saber el estado del estomago es por medio de una endoscopia.

Obviamente siempre se puede optar por los exámenes que no son tan invasivos (exámenes de sangre, heces, entre otros), pero sabiendo lo que puede llegar a hacer esta bacteria, los médicos se ven en la obligación de realizar exámenes más traumáticos y tediosos con el fin de observar si la persona está sufriendo de gastritis, cáncer, úlcera, entre otros.

El test de ureasa también es muy utilizado cuando se quiere dar un diagnóstico más exacto, dejando de último los exámenes no invasivos para confirmar si la persona posee la bacteria, y con suerte, si ha logrado eliminarla de su organismo luego de culminar un tratamiento recetado por el médico.

¿Qué tipo de tratamiento se debe seguir para tratar las bacterias en el estómago?

Una vez que se comprobó que el Helicobacter Pylori es la bacteria causante de varias enfermedades estomacles (tales como Gastritis, Cáncer Gástrico, Sangrado Gastrointestinal, Úlcera Péptica, Linfoma MALT Gástrico y otras más), el tratamiento terminó siendo el mismo para cada uno de los padecimientos. Las indicaciones del tratamiento agrupa cada de las enfermedades que son ocasionadas por la bacteria, teniendo como resultado un tratamiento estándar para combatir cualquier enfermedad causada por Helicobacter Pylori.

Es importante aclarar que el tratamiento que se describirá a continuación es una preinscripción basada en datos médicos, que engloban cada uno de los síntomas de las enfermedades causadas por el Helicobacter Pylori, sin embargo, los síntomas pueden llegar a variar según el caso que presente la persona, por ende es importante recordar que antes de recurrir a la auto medicación, lo primero que hay que hacer es acudir a un médico para que este sea el encargado de evaluar el caso.

Tratamiento estándar para tratar el Helicobacter Pylori

  • Omeprazol, Pantoprazol o Lanzoprazol.
  • Antibiótico.

Por lo general el tratamiento tiene una duración de tres a cuatro semanas, pero esto último depende de la gravedad del cuadro que presente la persona. Si bien el promedio de tiempo varía más entre cuatro semanas, la ingesta de antibióticos debilitará a la persona, por lo tanto el tratamiento deberá ser acompañado por un protector gástrico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.